×
Inicio Características FAQs Blog Contacto

2016 / © MOLEXPLORE SKIN CANCER APP

Google Play Apple Store

Post

¿Afecta la alimentación a la piel?

Por si alguien aún lo dudaba, la alimentación afecta a la piel. Y mucho. Así que si quieres saber cómo una dieta sana y equilibrada puede influir en el cuidado de tu dermis, quédate a leer este post.

Cómo siempre decimos, nuestra piel es la barrera que nos protege del exterior, protegiendo nuestro organismo y ayudándolo a mantener en perfectas condiciones su estructura y tejidos celulares.

La piel refleja muchas cosas sobre nosotros, y aunque gran parte de su estado y apariencia tenga que ver con la genética y el paso de los años, existen otros muchos elementos que dependen únicamente de nosotros.

La alimentación es uno de esos factores.

Qué dice tu piel sobre ti

La piel tiene un origen embriológico ectomesodérmico. ¿Qué significa esto? Que se relaciona con todos los órganos y sistemas de nuestro cuerpo. Así, es por esto que la piel es capaz de reflejar alteraciones de todo tipo.

Pensad que se trata del órgano más grande de nuestro cuerpo, de esta forma, reacciona ante todo lo que pasa en nuestro organismo.

Muchas de las alteraciones de nuestra piel pueden darse al reflejar que algo no va del todo bien en nuestro cuerpo. Por ejemplo, al sufrir una reacción alérgica podemos experimentar rojeces o granitos.

Podemos decir que la piel revela problemas tanto internos como externos. Y es que algunas de las enfermedades cutáneas más conocidas, se relacionan directamente con los alimentos que ingerimos, como sucede con el acné.

La falta de nutrientes retrasa el proceso de renovación de tu piel

En algunas ocasiones, invertimos en productos cosméticos para paliar algún contratiempo o para mejorar algún aspecto de nuestra piel y no se dan los resultados que se deberían por culpa de una mala alimentación.

Así, para que tu piel conserve un buen estado será necesario acertar en la correcta selección de nutrientes que ayuden a establecer los niveles precisos desde el interior. Y es que la carencia de nutrientes acaba afectando a la estructura de nuestros tejidos corporales, reflejando los síntomas tanto en la piel, como en las uñas, mucosas, cabello e incluso en los ojos.

De esta forma, podemos afirmar que los alimentos que muestran una mayor cantidad de aquellos nutrientes necesarios para mantener una piel sana se encuentran principalmente en las frutas y verduras, una fuente con alto contenido en vitaminas y sustancias antioxidantes que no pueden faltar en nuestro día a día.

Sin embargo, no podemos dejar de lado las carnes, los pescados, los frutos secos, las semillas… Ya que el secreto de una buena dieta se basa en el equilibrio de comida “real”.

Finalmente, y no por ello menos importante, queremos destacar la importancia de una buena hidratación para que nuestra piel luzca radiante. Y es que, al igual que sucede con la comida, tenemos que cuidar la dermis desde dentro, y qué mejor que mantenerla hidratada bebiendo los 2 litros de agua que recomiendan los especialistas.

Ahora que ya conoces la importancia de una buena alimentación para el cuidado de tu piel, no esperes más. Realiza pequeños cambios en tu rutina y márcate unos objetivos realistas que te hagan mejorar. No te agobies, después del 1 viene el 2. ¡A por ello!

Comienza tu screening, descarga ahora la aplicación.

Molexplore App

También podría interesarte: